SSG verifica y supervisa 120 purificadoras de agua

Compartir

Guanajuato. Gto. 19 de mayo de 2017.- La Secretaría de Salud del Estado refuerza la vigilancia sanitaria en plantas purificadoras de agua.

La dependencia estatal suma este 2017 un total de 120 purificadoras de agua supervisadas, mientras que el año pasado se visitaron un total de 591.

Dentro de su ámbito de competencia la SSG es la responsable de vigilar el cumplimiento en relación a la Ley General de salud, Reglamento de Control Sanitario de Productos y Servicios, así como lo establecido en Normas Oficiales Mexicanas.

La cual estipula las características y especificaciones sanitarias que deben cumplir el agua para consumo humano que se comercialice pre envasado o a granel y los establecimientos que se dediquen al proceso de dicho producto.

Por medio de la Dirección General de Protección contra Riesgos Sanitarios, se realizan estas visitas con la misión de proteger a la población contra riesgos sanitarios.

Se verifican las condiciones sanitarias de establecimientos en los cuales se desarrolla el proceso de dicho producto, sea envasado y/o a granel y su etiquetado.

Asimismo, se llevan a cabo toma de muestras para su análisis microbiológico y fisicoquímico, para determinar la calidad sanitaria del mismo.

Esta Secretaría de Salud, recomienda a la población asegurarse de:
• Consumir agua purificada.
• Los envases que se utilicen estén limpios, sin fisuras y que no hayan sido utilizados para contener sustancias tóxicas.
• Observar que las instalaciones estén limpias.
• La indumentaria del personal esté limpia y en buenas condiciones.
• El llenado del garrafón se realice en un área cerrada o aislada del resto del establecimiento.
• Observar que el producto envasado se encuentre libre de materia extraña.
• Coloquen una tapa nueva y sello de garantía.

El adquirir el vital líquido de esta forma implica una responsabilidad por parte del comprador por lo que antes de llenar el garrafón o recipiente donde se almacena el agua que se compra a granel en expendios, es conveniente lavarlo y desinfectarlo de la siguiente manera, y así se disminuirán riesgos de enfermedades:

• Vacía dos tapas de cloro en el recipiente y agrega 2 litros de agua.
• Agita fuertemente el recipiente y desecha el contenido.
• Llena el recipiente en el expendio y mantenlo tapado.
• Lavar el sifón que se utiliza para extraer el agua del garrafón, al abrir y utilizar un nuevo recipiente de agua.