Compartir

Irapuato, Gto. 13 de septiembre del 2017.- Tras lamentar lo sucedido en el Bar la Parranda donde cinco personas perdieron la vida y una mas se encuentra herida, el presidente municipal de Irapuato, Ricardo Ortiz Gutiérrez comento, que espera que los festejos del 15 de septiembre no se vean empañados con este asunto,  aunque consideró que este hecho fue de manera directa, no contra la población en general, sino contra las personas que se encontraban en el Bar.

El presidente municipal, dijo que este mismo martes se reuniría con los mandos militares para ver como se refuerza el tema, no nos había tocado en Irapuato, dijo el alcalde, quien reconoció que es una situación delicada al tratarse de un lugar público.

A pesar de lo anterior, Ricardo Ortíz Gutiérrez, dijo que no debemos vivir con temor, pero hizo el llamado a la autoprotección, aunque dejo en claro que no se puede hablar de toques de queda, porque todo indica que iban tras las personas asesinadas,  por lo que no necesariamente el publico en general estaría en riesgo.

El Presidente municipal, reiteró el llamado a restauranteros y hoteleros a que reporten de forma anónima cuando llegue gente sospechosa a los establecimientos para poder prevenir situaciones  como la registrada el martes por la noche.