Sinfonía del Fauno MMCCCCXLVII, Lunes 15/Enero/2018.

Compartir

LA INSEGURIDAD Y VIOLENCIA EN GUANAJUATO, EN PLENO DESCONTROL, MIENTRAS ARRIBAN LAS FUERZAS ARMADAS. EL PRI, SIGUE EN LA ESPERA.

Ahí vienen los verdes olivo. En el marco de la activación del nuevo Proyecto Federal, a fin de fortalecer la coordinación de las tareas en materia de seguridad entre autoridades estatales y municipales, con la inauguración de las nuevas instalaciones para el Ejército Mexicano en el Estado de Jalisco, en territorio guanajuatense, el Obispo de Irapuato, Enrique Díaz Díaz, dio su diagnóstico sobre la “inseguridad y violencia” en el estado donde gobierna el panista Miguel Márquez. A pesar de que en 2017, el gobernador, encomendó a Dios el “futuro del estado”, el prelado de la iglesia católica, indicó que la “inseguridad se salió de las manos de las autoridades”; deducción con sentido.

Abuso de impactos mediáticos. En la entidad donde todas las respuestas en materia de seguridad pública, transitan primero por los medios de comunicación, previo a las operaciones que los gobiernos de los tres órdenes, el santo varón irapuatense,

desveló que las autoridades, “no tienen elementos” con el fin de “contener el nivel de violencia que sufre la sociedad” ante la “ola de homicidios con los que arrancó el año”. El Obispo Díaz, ofreció los datos relevantes tan sólo en el municipio de Irapuato; durante los primeros 14 días dijo fueron asesinados 18 personas. Las respuestas a las críticas, ante la ausencia de seguridad que la autoridad estatal, emiten negando siempre su responsabilidad en el grave problema todavía no han llegado.

Estreno del encargado de seguridad. Lo proyectado entre los Gobiernos Federal y de varios Estados, se está materializando con la presencia del nuevo Secretario de Gobernación Alfonso Navarrete Prida, quien recibió esa posición en la última oleada de bajas y altas de Secretarios en el Gabinete Legal del priista, Enrique Peña Nieto. Este modelo censurado por especialistas en materia de seguridad pública porque los gobernadores y los presidentes municipales donde se aplique, incluido el Estado de Guanajuato, podrían desatender sus funciones relegando la gran necesidad de profesionalizar sus cuerpos policíacos. Pero

lo peor en esta causa, es que el proyecto federal ya es utilizado antes de sus resultas, la ilusión para acabar con la inseguridad.

SESIÓN PARA CATATÓNICOS. Priistas, a Dios rogando. Los tricolores del estado que siguen esperando la convocatoria que deberá de emitir el Comité Ejecutivo Nacional –CEN- de su partido para sacar Candidato de Unidad, que competirá por el gobierno del estado de Guanajuato, debieran de analizarlos al término del proceso electoral porque luego de tanta presión, podrían pasar a engrosar el Ejército de personas deprimidas. A propósito que el pasado 13, fue el “Día Mundial de la Lucha contra la Depresión”, las nomenclaturas de los nueve partidos políticos nacionales debieran revisar la cuestión, debido a que sus militancias están pasando por las de Caín sin razón, sólo por la “imposición” de voluntades de quienes tienen la onza. Panistas y perredistas, tampoco se salvan pues viene tejiendo sus “sueños con el cebo” de la confianza en sus jefes políticos.