E D I T O R I A L (MAYO)

Compartir

“MAS VALE PREVENIR QUE LAMENTAR”, reza un dicho popular, pero en estos momentos la población guanajuatense ya no estamos para seguir lamentándonos de más sucesos lamentables, de ataques sangrientos y fatales que siguen costando vidas y causando un gran dolor a decenas de familias, quienes han perdido a sus seres queridos, donde con la actuación del crimen organizado se ha visto caer a elementos de seguridad, municipales y estatales, enfrentamientos entre sicarios que también han cobrado la vida de personas inocentes, se ha propagado una ola delictiva de mucha penetración y donde los actores principales han demostrado que están dispuestos a ir contra todo y contra todos, con tal de conservar su poderío y el dominio de la región. Por eso es mejor que desde ahora la población de Guanajuato y muy en particular a quienes están en los cargos públicos de los tres poderes o que se encuentran en campañas para poder asumir uno de ellos para los siguientes tres o seis años, ya puedan contar con una propuesta firme, bien cimentada, con una estructura estratégica que pueda hacer frente a las hostilidades entre autoridades y delincuentes y que en verdad los cambios en el sistema burocrático sean de beneficio y no solo para ver caras nuevas, pero dejar de ver las caras que más teníamos en nuestro sentimientos y que por causas de la inseguridad, no sabemos ni en qué momento y lugar pueda darse el hecho fatídico que los aleje de nosotros. Es muy saludable que desde ahora y a la voz de ya, las actuales autoridades o los candidatos a puestos de representación popular sean previsores de lo que viene y de cómo lo van a enfrentar. Deben de comenzar a prevenir. Ya son años en que el Procurador de Justicia del Estado de Guanajuato, Carlos Zamarripa Aguirre y el Secretario de Seguridad de Guanajuato, Alvar Cabeza de Vaca Apendini, han sido sostenidos por el Gobernador Miguel Márquez Márquez en su cargo, con las justificantes de que sí se está dando la lucha a la delincuencia y abatiendo la inseguridad; que las investigaciones avanzan y que los números bajan dentro de las estadísticas y hasta se habla de resultados positivos, cuando a la vista del pueblo todo es absolutamente lo contrario y toda credibilidad en los tres niveles de Gobierno de Guanajuato han perdido la confianza de la ciudadanía; entonces que podrá esperarse de los que vendrán a suplirlos. Hay que ser precavidos y prevenir desde este momento a quienes vendrán a suplir los cargos de Procurador de Justicia y de Secretario de Seguridad, porque quienes están en este momento, podrán concluir su cargo con el término del sexenio, pero sin duda que quien llegue a mandar en el periodo 2018-2024, por cuestiones de salud de imagen, de autoridad, de cumplimiento, de responsabilidad, de ética, pero sobre todo para devolver a la ciudadanía la confianza que se la ha conferido mediante el voto, pueda contar con un nuevo equipo de trabajo que aminore y combata con fuerza los ataques de la delincuencia que tienen asoladas todas las principales ciudades de Guanajuato. No es nada descabellado el sugerir que desde este mismo momento, se busque y se prepare a profesionistas, funcionarios o gente con experiencia en materia de seguridad, para que ya estén empapándose de la problemática que se vive actualmente, que se les informe de los casos, que tengan acceso a los archivos judiciales, conozcan las fuerzas humanas y materiales con las que se cuenta, información confidencial o reservada, contactos, relación con otras instituciones de seguridad federal, pleno conocimiento de estrategias o tácticas para dar batalla de frente al crimen organizado, interconectarse desde ahora con todo lo que corresponda al manejo de la seguridad y el cuidado de la integridad de las personas y sus bienes. Incluso hasta se podría recurrir a mantener una estrecha relación con la sociedad,

como puede ser el sector empresarial y las agrupaciones civiles, como colegios y barras de abogados, maestros en materia penal, en Derecho y otras áreas que entran en cuestiones judiciales, intercambio de información con instituciones privadas y mucho más que ahora mismo ya debería estarse aplicando, sin pensar en quien ocupará el mandato en el estado o en los municipios, de que colores son o cuáles son sus tendencias de gobernar y de responder a sus compromisos efectuados durante las campañas políticas. Con la llegada de un nuevo periodo de gobierno a Guanajuato, los programas, planes y propuestas en materia de seguridad que se hicieran desde hace seis años ya quedarán en la historia; lo que se gastó ya no regresará y lo que quede pendiente solo servirá para acosar políticamente y personalmente a quien se achacará que no pudo en su lucha contra la delincuencia a pesar de gastarse miles de millones de pesos en sus intentos. Hay que planear desde ahora y es por eso que se exija al Gobierno Federal que en verdad demuestre con acuerdos y hechos reales, que se ayudará más a nuestra entidad. Por eso es que se acaba de llevar a cabo una reunión de autoridades de Guanajuato con el Secretario de Gobierno Alfonso Navarrete Prida. Hay que ver esto como una iniciativa y a la vez una necesidad de que la Federación atienda a los reclamos que se hacen en materia de un apoyo mayor a la seguridad. Miguel Márquez Márquez está consciente que no será él quien lleve el mando de lo que se acuerde, pero si está abriendo la brecha para que quienes ocuparán cargos de representación popular en los próximos periodos, también desde ahora ya elaboren y presenten propuestas para reforzar una estrategia en seguridad, sin poner de por medio el egoísmo y jactarse después de que fue una idea auténtica de “X” o de “Z” personaje político. Todo eso desde ahora ya se puede prevenir y la responsabilidad de combatir la inseguridad en las localidades es lo que están pregonando decenas de candidatos, que a través de sus campañas populistas hasta juran y prometen que no van a fallar. Pues entonces que se demuestren desde ahora. Por un lado preparando la gente y las instituciones que ostentarán cargos de relevancia y de gran exigencia en actuación, así como integrar un compendio de propuestas de candidatos, para que desde ahora, demuestren que si quieren a su gente y a su tierra. Que no importa ganar o perder, sino ser parte del cambio que ya se reclama gritos por la sociedad, que prueben que si son útiles a la sociedad sin mediar intereses particulares o políticos porque los ciudadanos ya no quieren seguir lamentándose con más pérdidas de vidas en todos los sectores incluyendo los oficiales, ni seguir escuchando mentiras de que no pasa nada, lo cual es un claro engaño para nuestra gente. No está fuera de la realidad considerar lo que aquí se expone y ya dejarse los candidatos de que cuentan con un perfecto equipo de trabajo y a la mera hora salgan con cambios que solo lograrán que se derrumbe su credibilidad de trabajar, pues demostrarán que únicamente peleaban por el poder y lo demás que siga sucediendo mientras no los perjudique en lo particular. Terminaremos con otro dicho que se conoce muy bien y es que “UN FUNCIONARIO ESTA PARA SERVIR AL PUEBLO Y NO PARE SERVIRSE DEL PUEBLO”