C U E N T E A N D O. (JULIO-2). POR: MASTROIANI.

Compartir

UN CUENTO EN DOS PARTES, PERO PUROS CUENTOS A MEDIAS EN EL GOBIERNO MUNICIPAL DE IRAPUATO. Ya no hay necesidad de hacerle al cuento. Es un hecho que seguiremos otros tres años con el mismo Presidente Municipal en nuestra localidad, por lo que no está de más recordarle   a Ricardo Ortiz Gutiérrez, que en esta primera parte del cuento que está a escasos meses de terminar, hace tres años tuvo que echarse al hombro el paquete de obras a medias que le dejó el cuentero de Sixto Zetina Soto, para que el gobierno municipal 2015-2018 lo terminara.

Se encontró con una ciudad llena de baches y por estos tiempos ya comienza a ser de nuevo un cuchillo de palo para las autoridades, por lo que hay que actuar de inmediato y no esperar hasta el diez de octubre que es la fecha cuando se reafirma, (no se renueva) la administración gracias a una acción electoral de reelección para que siga el mismo por otros tres años.

Ya ni para qué hacerle al cuento de cómo pudo ser posible esto, pero hay que comparar y entender si elegimos bien, o más adelante pudiéramos arrepentirnos. Porque hace casi tres años, cuando Ricardo Ortiz ocupó gallardamente de nuevo la Silla Presidencial de la ciudad de las fresas; de inmediato se dio a conocer la persona elegida y no era un cuento, pues pasó a tener de nuevo el poder, pero luego comenzó a hacerle al cuento, porque se interesó más por sus proyectos, sus tres ejes de gobierno, el presupuesto a ejercer, de la gente que ahora lo alababa.

Pero al mismo tiempo se vio como sembró la desesperanza entre la ciudadanía pobre, desamparada y marginada, por las comunidades rurales y por los grupos de habitantes más vulnerables y por toda la gente que luego de emitir su voto hace tres años, pronto se dio cuenta que estaba siendo engañada y esto formó la frustración y la tristeza de haber sido cuenteados.

Fue hasta este tercer año de gobierno de Ricardo Ortiz Gutiérrez, cuando se acordó que había campesinos, gente pobre, necesidades primarias, problemas urgentes de resolver en la sociedad y fue hasta entonces que comenzó a dirigir su visión proselitista, aunque también ya pensaba desde ese tiempo en esta reelección, lo que se pudo comprobar y reafirmar, cuando pidió licencia al Ayuntamiento de Irapuato y como candidato enfocarse a este tipo de población, para que al final y como un cuento de aventuras, terminara con un final feliz y todos sonrientes.

Pero por eso al principio señalamos que en esta primera parte del cuento ya tenía como carga problemas serios y ahora que está por iniciar una segunda parte. Puede ver que muchos problemas se asemejan al periodo que está por terminar y que en una segunda parte del cuento serán, ahora sí, una demanda y una exigencia justa de la ciudadanía, que cumpla con sus compromisos, con sus ofrecimientos, con dar soluciones a problemas inmediatos, pues ahora no podrá hacerle al cuento y decir que eso fue responsabilidad de la anterior administración, o sea de la primara parte del cuento. DE LOS CUENTOS TAMBIÉN SE APRENDE. Por eso es que también señalamos que en la primera parte se han hecho cuentos a medias, pero que de cualquier forma han llamado la atención, provocan interés y siguen llamando la atención de la población. Nos referimos concretamente a que se subsanaron los problemas de su antecesor, como lo fue el Parque IREKUA, el Teatro de la Ciudad, el Cuarto Cinturón Vial, el bacheo y mantenimiento mayor de avenidas, los parques vecinales, completar servicios básicos en lugares donde los dejaron a medias y otros detalles más. Pero específicamente nos enfocamos a que hasta con cuento a medio terminar se puede brindar confianza a la gente de que si se cumplirá con las obras o con los programas y proyectos que se han echado a cuestas para lo que será la siguiente administración, donde

también se espera ver gente nueva, no le haga al cuento que den continuidad al Plan de Gobierno Municipal y que la proyección de Irapuato y su modernización se vaya haciendo notoria a al paso del tiempo. Citaremos ejemplos de la toma de decisiones que aunque no fueron del agrado de la mayoría de la población, al menos hacer recobrar el ánimo de que podremos alcanzar una mejor calidad de vida. Que ya no nos van a cuentear como ha sucedido antes. Porque analice usted amable lector: En el eje de HABITABILIDAD, se llevaron beneficios a comunidades rurales con la introducción de servicios básicos, aunque no a la totalidad, pero ahora el compromiso es que todos los asentamientos rurales tengan cuando menos agua, luz y drenaje. Se abrieron los parques vecinales a los colonos, aunque aún faltaran algunos acabados como el cercarlos; se pudo a funcionar el teatro de la ciudad con carencia de equipo y presupuesto; se abrió el parque IREKUA con varias deficiencias materiales y ornamentales, las deportivas norte y sur trabajaban a medias por las obras; se hicieron cuartos adicionales, pero el programa aún queda a deber para atacar la hacinación; se suspendió la entrega de productos básicos para adultos mayores y para acabarla de cuentear, ahora resulta que el programa de protección de contingencias esta a medias y si no hay que echarle un vistazo a las inundaciones por lluvias y otros estragos.

En MOVILIDAD se materializó el proyecto de regeneración del tercer cinturón vial, lo cual se hizo en partes y por los problemas que causaban las etapas, se tuvo que tomar la decisión de que se activaran los carriles a medias, o sea solo las partes terminadas, mientras se completaba la otra parte y eso se vio en Casimiro Liceaga, Lázaro Cárdenas, Los Reyes, La Esperanza, San Roque y actualmente en Díaz Ordaz. Se abrió a la circulación el cuarto cinturón vial pero solo a medias, asegurando que este 18 de julio se abra el otro cuerpo de esta vialidad. Lo mismo sucedió con Solidaridad. Se siguen bacheando calles, pero ya no se ve el mantenimiento mayor; se hizo el cuento del sistema de recolección, pero aún tiene muchas deficiencias; se anunció la instalación de lámparas tipo LED en una cantidad de 27 mil aparatos y apenas si se llega a las diez mil; se habló de una renovación y ordenamiento del transporte público y solo ha sido a medias, pues las deficiencias siguen siendo obvias y así otros objetivos más que han sido activados a medias, como también está el caso de la sincronización de semáforos.

En el EJE DE SEGURIDAD, sigue la espera de que se completen los mil elementos de policía para proteger la integridad de los habitantes con mayor eficiencia. Pero se tiene un CIPOL que funciona a medias o quizás hasta menos; compra de equipo y unidades para la Secretaría pero también se ha hecho solamente en forma parcial; se habla de una estrategia de seguridad entre las corporaciones para combatir la delincuencia, pero los hechos fatales hacen pensar que sólo funciona a medias y otras tantas cosas más. Pero si se trata de hablar de medias partes, pero que ya ofrecen servicios por contar con infraestructura o que necesita de un complemento para que su función sea integral, entonces sugerimos que se exija la entrega del Paralímpico al municipio y que funcione aunque sea a medias, mientras se repara o se completa lo que está a medias. Se terminen de embellecer las entradas de la ciudad, pues solo se ha trabajado a medias en este objetivo; el Parque Ecológico de Irapuato también ya tiene partes para utilizar y ya pudiera estar en funcionamiento, aunque sea a medias; se está remodelando en Centro Histórico de Irapuato y por ser en etapas, también sigue siendo un cuento a medias, pero es funcional y atractivo. Hay mucho más que mencionar, pero mejor vamos a esperar que comience la segunda parte del cuento y que los actores y personajes ya vengan con el libreto bien aprendido, porque ahora los espectadores son muchos más, por lo que la crítica, el análisis y la calificación de la calidad del cuento, estarán pendientes para convencerse que las segundas partes si son buenas o que pasan a ser unos churros de cuentos y que en consecuencia la ciudadanía se sentirá nuevamente cuenteada. Estamos pendientes…