Regional

Busca Desarrollo Económico de Cuerámaro, certificación de tablajeros

Se capacita a grupo de 20 carniceros del Mercado Hidalgo

La Carne de Res se exporta de Cuerámaro a otras ciudades del Estado.

Cuerámaro, Guanajuato., a 25 de noviembre de 2020.- Con la finalidad de lograr la certificación en cortes finos y buscar el plus para sus negocios, un grupo de 20 carniceros del Mercado Hidalgo de ésta ciudad inició la etapa de capacitación, con el curso Requisitos de Calidad e Inocuidad para Establecimientos de Venta y Atención Especializada en Cortes de Res.

El curso es coordinado por el titular de la Dirección de Desarrollo Económico Francisco Pantoja, con el apoyo de la Dirección de Atenci´pn a Centros de Abasto Social de la Secretaría de Desarrollo Económico y Sustentable del gobierno del Estado.

La capacitación tendrá validez de 5 años a nivel nacional e impartida por Rocío Renova Murayama. La certificación es a través de la empresa de consultoría «Momentum Evolution SC» quien certifica bajo las normas: NOM 127,130,213,230,251. ECO114 CONOCER, ISO 22000 Y CAC/RCP58/2005.

Durante el evento los tablajeros señalaron que el producto o sea la carne que se expende en Cuerámaro es de la mejor calidad. Que incluso hay comerciantes y taqueros de ciudades como León, Irapuato, Romita y otros municipios, se desplazan hasta nuestro municipio para adquirir los productos de res y porcino.

También mencionaron que es importante este curso y la certificación, para poder competir con otros mercados, así como saer trabajar los cortes finos y poder ser proveedores de grandes empresas y restaurantes de las ciudades antes mencionadas.

Uno de los aspectos que se mencionaron en la capacitación es mantener estándares de calidad en el proceso de la carne, para saber cortar, preparar y vender los productos cárnicos a las ciudades de gran consumo.

“ Con calidad se puede comercializar el producto a muy buenos precios, siempre y cuando tengan todo el cuidado, limpieza y la certificación para ello. Los productos de carne de Cuerámaro, aquí lo venden a un precio y ese mismo producto lo pagan los comensales dos o tres veces más caro en grandes restaurantes”.

 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba