Cuenteando

C U E N T E A N D O. (MAY-5).POR: MASTROIANI.

¡VAYA! CON QUE CUENTO SALIO EL GOBERNADOR DIEGO SINHUE RODRIGUEZ VALLEJO, DE QUITARLE A LOS MAS POBRES PARA DARLO A LOS POBRES. Tal parece que esto de estar cerca del Jefe de la cuarta transformación, pone en riesgo a las personas de que se pueda contagiar algún virus de ocurrencias y decisiones obsesivas, porque al Mandatario Estatal, luego de hacer la recepción a Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, el pasado fin de semana, anunció públicamente que para capacitar, reforzar y mejorar los salarios de los policías en los municipios acosados por la delincuencia, bien se podrían desaparecer las Direcciones de Salud y de Educación, para que sus partidas se enfilaran precisamente al propósito de la seguridad social. La noticia para nada cayó bien entre la mayoría de los y las presidentes municipales de Guanajuato, pero esto le valió puro cuento al Gobernador Diego Sinhué, cuando en otro acto público, ratificó que sí deben desaparecer las Direcciones de Salud y Educación, pues para eso están las respectivas Secretarías del Estado, que pueden cubrir los huecos que quedarían si esto llegase a suceder. Un cuento primero de sorpresas, que luego se aumenta con guión de términos de justificación, lo que hace avanzar a un cuento de incertidumbre, para quedar en suspenso y donde el final, aún está pendiente de saberse, pero sin saberse, si terminará en un drama, en una tragedia o pase a ser un cuento de ficción y entonces no sea una realidad, sino una fantasía para llamar la atención del auditorio. Ya decenas de presidentes municipales del estado se opusieron a esta determinación, pero incluso existen municipios que ni siquiera cuentan con este apoyo en materia de salud o de educación, por lo que más bien se puede revertir el tema y hacer que precisamente la Secretaría de Educación, lo mismo que la Secretaría de Salud, expusieran un panorama amplio, transparente y realista, de todas las actividades que realizan en los municipios, de sus programas, de sus apoyos en infraestructura y de equipo, de la capacidad del material humano, de la cobertura a las zonas marginadas o habitadas por personas en pobreza extrema; del acercamiento que se tiene con la gente de todas las edades, ya sea en cuestión de educación o de asistencia médica; de la cobertura de campañas y los alcances que se tienen, cuanto se gasta, cuantos intervienen y cuáles son los resultados, pues parecen secretaría afines en cuanto a sus funciones y al tipo de cobertura social que deben brindar a la comunidad. Entonces no hay que salir con cuentos de que deben desaparecer las direcciones municipales, cuando ni siquiera se ha considerado su valor real y en todo lo que contribuyen, pues si tienen razón de existir y de ser defendidas, es porque en las Secretarías existen deficiencias e incumplimientos de compromisos, que dejan a la población en estado de vulnerabilidad y marginadas del desarrollo entre las comunidades. Por lo que propuso el Gobernador Diego Sinhué Rodríguez, para contrarrestar la falta de recursos en los municipios y para poder reforzar y mejorar la calidad de sus instituciones de seguridad, la mejor salida no puede ser el desaparecer a las direcciones de salud y educación, como si se tratara de enfermos sin curación, que ya no rinden ningún beneficio y por lo tanto hay que aprobar para que se les aplique la Eutanasia. Si a lo anterior agregamos el cierre de las clínicas IMSS-Bienestar por parte del gobierno federal y que afectó a decenas de miles de derechohabientes, entonces ahora con mayor razón se tiene que valorar el sostener y, más aún, reforzar las raíces de estas dependencias que aunque municipales, también deben recibir apoyo del Estado, mientras se arreglan los cuentos del Gobierno Federal, donde se recalca que “los pobres son primero”, pero en nuestro estado no se les quiere dar este lugar. EL CUENTO

DE RIAMA, UNO DE LOS CLASICOS DE PEMEX EN EL ESTADO DE GUANAJUATO. Desde que Andrés Manuel López Obrador estaba en campaña para conseguir la Presidencia de la República y al pasar por el estado de Guanajuato, el fundador de MORENA se comprometió a que se destinarían 4 mil millones de pesos para hacer una reconfiguración de la Refinería Ingeniero Antonio Manuel Amor, ubicada en el municipio de Salamanca, lo que en ese momento parecía puro cuento y se escuchaba con apatía el ofrecimiento, porque los comentarios son en el sentido de que se trata de una refinería vieja, con instalaciones ya inadecuadas, que no se ha modernizado, que presenta problemas a cada rato y que por causa de todos sus dolores, en consecuencia se ha tenido la reducción de sus productos, que consisten principalmente en combustibles, aceites y aditivos, porque trata petróleo ligero que ha sido tratado en la refinaría de Minatitlán, Veracruz, y después enviado para acá, donde en los procesos secundarios se obtienen fertilizantes, productos del llamado negro de humo que sirve para fabricar llantas y emulsión asfáltica para revestimiento de rutas de movilidad. El cuento es que pasaron unos cuantos meses y sucedió que AMLO logró su propósito: Dirigir el destino de México y de sus habitantes desde el Palacio de Gobierno, pero principalmente, haber logrado la oportunidad de llevar a cabo sus grandes propósitos, sus planes, sus grandes y futuristas proyectos sin importar su costo, imponer sus condiciones, exhibir ante el pueblo sus caprichos y otras tantas cosas más que se han visto apenas en este medio año de gobierno. Pero sigamos con el cuento de la refinería de Salamanca. Habrá población y trabajadores de este centro de procesamiento de productos del petróleo, que recordarán tiempo atrás que con frecuencia se tenían contingencias dentro de la refinería, porque explotaban las calderas, se tenían problemas con las tuberías por cuestiones de presión, había fallas por la falta de energía eléctrica y otras situaciones que en momentos, ponía a la población al borde de un cuento de terror y de tragedia, aunque al final en buena parte se podía librar la problemática que se sucedía en la refinería. También podemos recordar la gran cantidad de contaminación que genera la planta cuando está en función y que ha llegado en muchas ocasiones a causar problemas al medio ambiente y en consecuencia a los habitantes, lo cual ha sido poco atendido por los responsables, por lo que los sistemas de reducción de contaminación aún siguen siendo obsoletos debido a su falta de mejoramiento y modernización. Total que finalmente el pasado domingo Andrés Manuel López Obrador regresó a Salamanca, pero ya con la investidura de Mandatario Federal y recorrió las instalaciones de RIAMA, y anunciar que se destinarán 2 mil millones de pesos para hacerle una reparación y pequeño mantenimiento a la refinería, pero ya no se trató lo de una reconfiguración, que consistiría en una reprogramación de sus instalaciones, de modernización de equipo, de lograr mayor eficiencia y ser redituable entre otras cosas, pero el cuento se desvaneció pronto cuando AMLO prácticamente definió que es todo lo que se haría por el momento y más adelante ver si lo que se haga valga la pena, para poder inyectarle otros 2 mil millones de pesos para otros remiendos. Señalaremos que la refinería además de procesar petróleo ligero, tiene mayor funcinamiento como centro de rebombeo de gasolinas que provienen de Veracruz, de Tula y otras plantas de la zona sur del país, para enviarlas hacia la zona norte y por lo cual somos un estado lleno de tuberías subterráneas de abastecimiento y traslado de combustibles, que como consecuencia nos tiene convertidos en uno de los estados más codiciados por el crimen organizado para la práctica del huachicoleo, que hasta la fecha ya ha dejado cientos de víctimas ejecutadas dolosamente y que aún no desaparece la situación, porque aún se muestra la incapacidad del gobierno para luchar contra la delincuencia organizada y abatir la

inseguridad que nos tiene sumidos en un cuento de angustia, aunque ahora el gobierno federal también nos da una nueva esperanza con la próxima llegada de la Guardia Nacional al estado de Guanajuato y luchar de frente contra quienes han destrozado la tranquilidad de nuestras ciudades y poblados. Hay cuentos para rato y donde ya se apuntan actores estelares a nivel estatal y nacional. Sólo nos queda esperar que presenten sus proyectos, sus guiones y que ruede la realización, que los libretos se operen al pie de la letra y esperar que no nos sigan cuenteando.

Tags

Related Articles

Back to top button
Close